Viaje a Estocolmo en una fracción de segundo

(texto a partir de la fotografía “Stockholm Library, Gunnar Asplund” de Andreas Gurski)


Biblioteca de Estocolmo.


Gunnar Asplund colgó el lienzo circular más panorámico de todos. En este lienzo podían
abrirse y cerrarse los paisajes más inmensos nunca vistos. Mayores, si cabe, que el mar
o el cielo, estaban entretejidos con infinitos túneles y puentes que los relacionaban entre
sí. Esto suponía un panorama bien distinto de los demás: cuando aquellos visitantes que
antes fueron rápidos y ociosos espectadores con anhelo de viajar llegaban a esta
pantalla panorámica, se detenían. Desde aquí se emprendía un viaje largo y sin retorno
sin que nadie se moviera de su lugar. A pesar de no ser este un viaje a una ciudad o a un
paisaje idílico, sí que serían visitadas todas las ciudades y todos los paisajes siguiendo
un recorrido aparentemente aleatorio, en el que el principio “a” y el final “zeta” dejarían
de tener sentido. ¿Dónde empieza y dónde acaba el abecedario en el lienzo circular más
panorámico de todos? ¿Dónde empieza y dónde acaba nuestro viaje? Quizá empiece en
el momento en el que se recuerda algo y quizá termine en el momento en el que se olvida
todo. Mientras tanto, mientras recordemos, el nuestro será siempre un viaje a la memoria.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>